Cómo hablamos cuando hablamos

Reseña publicada en la revista “El Sábado” del diario El Mercurio, 30 de noviembre de 2013

PortadaAtenTesisNo se trata del “cantito” chileno que los argentinos identifican a la primera frase (aunque en otras latitudes produce más desconcierto y curiosidad que certeza), sino de una cuestión harto más interesante y reveladora. El lenguaje –la lengua de la calle, la oralidad, el fluir espontáneo de las conversaciones– expresa de manera muy clara una cierta manera de relacionarse con los otros y con la realidad propia de cada pueblo. En su tesis de doctorado, defendida en la Universidad de Valencia en 1996 y publicada en 1997, sólo distribuida en España y ahora finalmente accesible para los interesados en Chile, Juana Puga abordó el fenómeno de la atenuación en el castellano de Chile, oponiéndolo, en muchos ejemplos, al español peninsular; y desde ahí se deriva el asunto que concierne a la identidad. En el prólogo, Jorge Larraín sostiene que si bien la atenuación del lenguaje es universal, “en países más segregados o estratificados surgen maneras más notorias o sofisticadas que en países más igualitarios, en los que probablemente se hará un uso más directo del lenguaje”. Tal es, precisamente, el caso de Chile y España, en donde la atenuación marca una frontera que traduce, a su vez, el respectivo carácter nacional. Y no se trata solo de una cuestión de PortadaAtenEjemplosidentidad, sino, sobre todo, de un estilo particular de relación que va desde la simulación –como plantea Larraín– hasta el modo en que se expresan las diferencias de estatus económico y social. El trabajo de Puga es interesantísimo; aunque se trata de un trabajo académico, de aquellos que suelen espantar al lector de a pie, es accesible para cualquiera. Y hay que agradecer eso; la autora levanta un espejo y lo que se ve del otro lado no es precisamente halagüeño. Bajo el manto preciso y contenido del tratamiento académico hay una mirada libre, certera e iluminadora respecto de cómo somos los chilenos. La edición remozada de la tesis está acompañada por otro libro, que recopila ejemplos de atenuación en el habla local. Se trata de entradas que siguen un orden alfabético; más que un conjunto de ejemplos, es, en realidad, una guía segura para entender bien por qué “está un poco gordito” no significa exactamente eso.

Juana Puga.Cómo hablamos cuando hablamos. La atenuación en el castellano de Chile. Ceibo, Santiago, 2013. 176 páginas. Cómo hablamos cuando hablamos. Setecientos tres ejemplos de atenuación en el castellano de Chile. Ceibo, Santiago, 2013. 199 páginas.

Anuncios

Un comentario sobre “Cómo hablamos cuando hablamos

  1. El vocabulario “paralelo” en Chile es muy rico y no tan académico……por ejemplo saben a que se le dice Pandonga……lo aprendí de mis años en ese hermoso país,y existen muchas más,lo que no entiendo es el significado de flaite……….attos saludos(un lector de a pié descalzo)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s